Ana Carazo, Centro Zyanya - Bioestética

Aromaterapia

El aroma es eterno, siempre huele a algo. Utilizado como terapia calma tu mente, equilibra tus emociones, normaliza y alivia tu organismo.

El uso de aceites esenciales en la belleza y en la salud ha sido utilizado desde la antigüedad. Para que un aceite esencial cumpla su función física como psico-emocional debe estar elaborado de forma adecuada, en caso contrario sólo tendremos el aroma, pero no habrá ningún principio activo.

Los aceites esenciales los empleo en todos los tratamientos para convertirlos en una experiencia física, mental y emocional.

Depositando una simple gota en nuestra nariz, nuestro sentido del olfato recoge la información que es llevada a través de la glándula pituitaria al hipotálamo, el «director de orquesta del mundo emocional», un alimento para nuestro espíritu.

Formas de uso

Inhalación: Se puede usar diariamente pues no entra en contacto directo con la piel. Al oler un aceite esencial se genera un movimiento de vibración de las moléculas que se transmite a nuestros centros nerviosos, conectados a la parte del cerebro que afecta a las emociones, la memoria y la intuición.

Masajes: No es necesario usarlos diariamente. Calma la ansiedad e induce a la relajación.

 

Imágenes de Patrick Smith y Bahman Farzad